Aire acondicionado

Aire acondicondicionado tanto carga como revisión de tu coche por profesionales

Aire acondicionado cargaAverías de aire acondicionado baratas

Formulario de Contacto

Precio validos sólo en nuestro taller de Fuenlabrada

Pocas cosas resultan más molestas que el aire acondicionado de tu coche expulse aire caliente en días calurosos, ¿te ha pasado?

Las razones son pocas: tu aire acondicionado tiene una de las averías más comunes, o necesita una carga.

¿Por qué? El sistema de aire acondicionado de tu coche se parece mucho a la calefacción central y el aire acondicionado de tu hogar, y se parece aún más al sistema que mantiene fresco su refrigerador.

Se basa en el refrigerante para funcionar: cuando el refrigerante baja, el sistema no enfriará correctamente y es posible que, en algún momento, no funcione en absoluto.

Aquí verás ambas cosas: cuáles son las averías más comunes y cuándo necesitas hacer una recarga a tu aire acondicionado.

Averías de aire acondicionado

¿Con qué frecuencia se necesita recargar un sistema de AC?

Primero, debes comprender que es posible que tu aire acondicionado nunca necesite recargarse. Si bien es posible perder algo de refrigerante, incluso normal con algunos sistemas, es una cantidad mínima y no debería afectar el funcionamiento del sistema.

Dicho esto, la mayoría de nosotros no somos tan afortunados y notarás que tu sistema comienza a funcionar cada vez menos a medida que pasan los años.

Para volver a la pregunta de con qué frecuencia se debe recargar un sistema de aire acondicionado, la respuesta es «depende».

Aquí no hay un cronograma de servicio o mantenimiento: no necesitas recargar tu sistema de aire acondicionado cada año, ni siquiera cada dos años. El mejor indicador de que necesita recargar el refrigerante es cuando el sistema comienza a enfriar menos de lo que solía hacerlo, pero antes de que deje de enfriar por completo.

Cuando el aire ya no sopla tan frío como antes, debes revisarlo.

Un mecánico revisará el sistema en busca de fugas de refrigerante y luego realizará un servicio de «evacuación y recarga» (si no se encuentran fugas, si encuentran una fuga, los componentes dañados deberán reemplazarse).

Un servicio de «evacuación y recarga» consiste en conectar el sistema a una máquina especial, que aspira todo el refrigerante y el aceite viejos del sistema, y ​​luego lo vuelve a llenar al nivel adecuado con líquido nuevo.

Una vez que se completes el servicio, el mecánico probará el funcionamiento del sistema y verificará que el aire acondicionado esté enfriando según las especificaciones originales del fabricante de automóviles (midiendo la temperatura del aire producido en los respiraderos del tablero).

Aire acondicionado carga

Bajo condiciones normales, como ya te indicaba arriba, el aire acondicionado no necesita una recarga periódica: es un sistema presurizado que hace circular el refrigerante sin que éste (deba) tenga disminuya en cantidad.

Pero no todos tenemos tanta suerte y muchas veces hay alguna avería o condiciones que sí ameritan ir al taller a hacer una carga al aire acondicionado.

Por eso debes estar atento a las señales que tu coche en general te envía, en este caso, el sistema de aire acondicionado, pues el costo de una carga de refrigerante es mucho más barato que reparar un aire acondicionado entero.

Aquí tienes las señales de que necesitas una recarga… normalmente fruto de las averías más comunes que lo generan.

Baja presión de aire acondicionado

Cuando enciendes el aire acondicionado, el aire debe soplar a través de las rejillas de ventilación. Debería poder expulsar más aire ajustando la configuración.

Sin embargo, si tiene una fuga, el aire también puede estar escapándose por algún lado, lo que puede reducir la presión de aire en el sistema. Esto puede significar que apenas sopla aire en su automóvil. Si notas esto, es muy probable que tenga un agujero en mangueras del sistema de aire acondicionado de tu coche.

Se está escapando refrigerante de la parte inferior de su automóvil

Cuando enciende el aire acondicionado, puedes notar un charco de agua debajo de su automóvil después de haber estado aparcado o parado por un tiempo. Esto es normal.

Desafortunadamente, esto también hace que sea difícil determinar si tiene una fuga, ya que el líquido debajo de su automóvil es normal. Sin embargo, el refrigerante es aceitoso, mientras que la condensación y el agua no lo son.

Si el charco tiene una apariencia resbaladiza o aceitosa, puede haber fugas de refrigerante en tu coche que provoque la falta de presión y/o aire frío.

El aire acondicionado no se mantiene frío después de que se haya recargado

La última señal de que tiene una fuga es que el aire acondicionado de su coche no se mantiene frío a pesar de haber sido recargado. No deberías tener que recargar la unidad de aire acondicionado de su automóvil más de una vez cada tres o cinco años.

Si lo recargaste hace unos meses o incluso el verano pasado, y necesitas recargarlo nuevamente, tiene una fuga.

No limpia los cristales empañados en invierno

Durante el invierno, quizá notes que el aire no está limpia bien las ventanas empañadas; eso también es una señal de que tiene una fuga.

La mayoría de los descongeladores activan el aire acondicionado para deshumidificar el aire. Los problemas con el aire acondicionado también pueden significar problemas del compresor en el condensador que requieren reparación profesional.

Los aires acondicionados son sistemas complejos y hay muchas cosas que pueden salir mal. Esto es especialmente cierto para los aires acondicionados en coches más antiguos.

Si hay una fuga en una manguera o en cualquier otro lugar del aire acondicionado, el sistema en la mayoría de los vehículos modernos está diseñado para apagarse una vez que el nivel de refrigerante cae a cierto nivel para evitar daños al compresor del aire acondicionado.

El compresor presuriza el refrigerante y lo mantiene fluyendo por todo el sistema. Cuando no hay suficiente refrigerante en el aire acondicionado, se pueden producir daños graves en el compresor. En términos generales, la reparación del compresor es bastante costosa y es mejor evitarla siempre que sea posible.

Insistimos en una cosa que debes tener en cuenta que estamos hablando de «refrigerante», no de Freón, la marca de un tipo de refrigerante que ya no se fabrica en la Unión Europea porque puede dañar la capa de ozono. Los vehículos modernos usan un refrigerante conocido como R-134.

El refrigerante R-134a también se puede usar en algunos vehículos, y es utilizado incluso en los aires acondicionados domésticos.

Si has notado que, al menos uno de las señales están presentes en tu coche, no pierdas tiempo y evita daños graves y costosos en tu vehículo: ven a visitarnos a Neumáticos Porpoco, en la Atienza 1 de Fuenlabrada, Madrid, o escríbenos en el formulario que aparece en ésta página.